“El Panagol”

Superando nuestros límites
11 Jul 2019
DEPORTES

“El Panagol”

 

El fútbol siempre ha sido uno de los deportes de mayor preferencia en el mundo y obviamente Panamá no es la excepción. La nación panameña ha tenido muchos jugadores destacados como: Rommel Fernández, Ismael Díaz, entre otros, que han demostrado sus dotes futbolísticos. En esta ocasión, escribiré sobre alguien que solo es mencionado cuando se habla de equipos juveniles, lo que casi nadie recuerda es que este personaje ha sido uno de los pocos panameños que logró fichar con equipos europeos de alto nivel. Estamos hablando de “El Panagol”

Es el futbolista colonense más reconocido del mundo, hermano de Jorge y Armando. Tuvo sus inicios como futbolista en el club panameño “Atlético Colón”. Tiempo después viajó a Argentina y obtuvo su fichaje en el club “Argentinos Juniors” gracias a su hermano mayor, Armando.

Su paso por Argentina no duró mucho. Luego fue escogido por el club Uruguayo “Nacional Montevideo” donde rompió todas las expectativas anotando 110 goles en su primer año.

En 1993 Julio es firmado por su primer equipo europeo en “Cagliari” Calcio A en Italia. Dos temporadas fueron las que duró el colonense en el club italiano para saltar de manera muy rápida al fútbol francés con uno de sus equipos más prestigiosos “El PSG” (París Saint-Germain).

En este club, el colonense logró conquistar la Recopa de Europa (1995-1996). Una vez logrado su enorme éxito en París. Julio es fichado por el “Real Oviedo” de La Liga española donde jugó hasta el año 2000 para luego ir en 2003 al “Málaga” donde logró obtener la copa Intertoto. En 2004, antes de su retiro regresó a su país natal y jugó 2 años más en la liga profesional panameña con el club deportivo “Árabe Unido”.

Julio César Dely Valdés es un ídolo para la mayoría de los jugadores que ahora mismo visten y defienden la camiseta panameña. Estuvo en el equipo ideal de América en 1991 y 1992 más allá de eso, fue nombrado el mejor deportista panameño del siglo XX. Anotó más de 200 goles en toda su carrera deportiva, proclamándose como uno de los máximos goleadores históricos vistiendo la camiseta nacional.

Después de su retiro como jugador nacional, decidió comenzar su carrera como director técnico de la selección panameña de Fútbol, fue técnico de la selección mayor, sub 17 y 20.

Entre sus logros más recientes se destaca el debut en su primer mundial. Esto es algo que él logró con la sub 20 Polonia 2019. Además logró un empate histórico con la selección mayor contra la 5 veces campeona del mundo, Brasil.

Julio ha demostrado que es capaz de dar la cara por su patria no importa cual sea su papel en la cancha, estará dispuesto a hacer lo que sea para que su selección  tenga éxito y prosperidad a donde quiera que vaya. Actualmente es el director técnico interino de la selección nacional.

Por esto y más, ha sido ovacionado por sus seguidores en diferentes partes del mundo, bautizándolo así como “El Panagol”.

COMPARTIR EN REDES SOCIALES:
Fabián Beitía
Fabián Beitía
Me llamo Fabián Isaac Beitia Pineda, tengo 14 años y curso el octavo grado en el Instituto Ferrini Bilingüe Panamá. Soy participante del proyecto #500historias. Escribí sobre Julio Dely Valdés Porque siento que su historia inspira. Inspira a los jugadores panameños a seguir tratando, inspira a los niños pequeños demostrándoles que pueden llegar muy lejos si se esfuerzan y también me inspira a mí. Yo no soy bueno en el fútbol, pero luego de ver de lo que Julio fue capaz por entrenar, confiar y creer; no me queda duda de que yo también podría llegar muy lejos si me lo propongo. Valdés llegó a jugar en clubes europeos, algo que no muchos panameños logran, pero él es la prueba viviente de que sí puede lograrse. He visto a muchos jugadores en el campo como Messi, Cristiano, Neymar Jr y otros, pero para mí, Julio es el mejor. A pesar de no ser europeo demuestra que su estilo de juego es de un nivel muy alto y eso es lo que me gustaría demostrarle al mundo cuando yo juegue en el campo (Dios primero). Quiero demostrar que a pesar de no venir de un país muy conocido puedo dar lo mejor de mí y que por haber dado mi máximo esfuerzo estoy en donde estoy. Toda esta inspiración solo puedo agradecérsela a mi Familia, amigos y a Julio. Espero poder agradecerle algún día frente a frente.